INFOPACIENTE: Dile adiós a la Sensibilidad Dental

¿Experimentas una desagradable sensación en tus dientes cada vez que ingieres alimentos fríos, calientes, azucarados y ácidos o cuando consumes vino o bebidas gaseosas?

sensibilidad-dental


Si esto ocurre frecuentemente debes visitar a tu dentista, pues podrías estar sufriendo de sensibilidad dental, un problema muy común entre mujeres y hombres que se experimenta cuando se pierde la protección tanto del tejido poroso del diente como la capa de esmalte y la dentina.

Las causas de la hipersensibilidad son varias. Es un problema que puede sufrirse a consecuencia de caries, fracturas, pérdida del esmalte, restauraciones defectuosas, exposición de raíces o luego de un tratamiento como el blanqueamiento o limpiezas dentales que incluyen la remoción de sarro, señala el dentista Germán Mirabal.

“Otra cosas que también puede dañar el diente y causar sensibilidad es el cepillado fuerte, porque la presión remueve el esmalte y deja expuestos los tubulillos dentinales, causando sensitividad”, añade el dentista con práctica privada en Caguas.


Si la corrección de técnicas de cepillado, una modificación en la dieta y el uso de pastas que ayuden a fortalecer el esmalte de los dientes no ayuda, Mirabal menciona que se puede aplicar un tratamiento de fluoruro en la oficina del dentista luego de cada limpieza bucal.

“Es un tratamiento que ayuda a regenerar el esmalte, la parte protectora del diente. Ocurre un remplazo de iones del esmalte del diente y hace que el esmalte se ponga fuerte”, explica Mirabal.

Cuando el problema es más severo se puede realizar una terapia desensibilizante, que se hace luego de que el dentista evalúa la dentadura y analiza la causa de la sensibilidad. El más común de estos tratamientos es uno en el que se cubren los dientes con un medicamento a base de fosfato o calcio. El procedimiento toma cerca de cuatro horas, pues luego de la aplicación hay que darle al diente tiempo para absorberlo, periodo en el que la persona no puede consumir alimentos. Luego de que el medicamento se aplica en los dientes su efecto puede durar entre tres y cuatro meses.

Otras opciones para acabar el problema de la hipersensibilidad son la restauraciones de dientes dañados así como el tratamiento de las encías. En casos extremos se puede recurrir a la endodoncia removiendo el nervio del diente afectado.

Apoyo necesario

Si sufres de un problema grave de hipersensibilidad, además del tratamiento que recibas en la oficina del dentista, necesitarás refuerzo en casa.

Por eso, es necesario el uso diario de las pastas desensibilizantes que contribuyen a controlar y hasta a prevenir la sensibilidad. La protección de este tipo de producto se incrementa en cada cepillado, pero una vez se interrumpe su uso, el problema regresa.

Lo que logran estos productos de uso en el hogar es tapar la entrada de los tubulillos dentinales y controlar la hipersensibilidad.

Por lo general estos productos contienen nitrato de potasio, citrato de potasio, cloruro de estroncio y el fluoruro.


Artículos Relacionados



Share:

TAMBIÉN TE PUEDE GUSTAR

Facebook comments: