HEMOFILIA: Pacientes deben ser muy cuidadosos con su Higiene Bucal

La higiene bucal es un hábito que se fomenta desde la infancia. En el caso de las personas con hemofilia se debe tener un cuidado especial, ya que una técnica de cepillado inadecuada, con gran intensidad, o el uso de cepillos con cerdas duras pueden provocar sangrado en las encías.

hemofilia-higiene-bucal

La odontóloga Valentina Mujica informó que el temor a presentar hemorragias puede hacer que el paciente haga una limpieza deficiente de los dientes y encías, haciéndolo más propenso a presentar gingivorragias e infecciones bacterianas, relacionadas principalmente con la caries dental.


La ausencia del factor de coagulación VIII o IX en los pacientes con hemofilia, hace más lento el proceso para detener cualquier hemorragia. Por tal motivo, la especialista en salud bucal enfatizó que "las personas con esta condición deberían recibir tratamiento en un entorno de unidades especializadas, con experiencia médica y apoyo de laboratorio adecuados. Además, el tratamiento debe ser planificado y programado, siendo la prevención el principal objetivo del cuidado odontológico".

Una inadecuada higiene bucal conlleva riesgos de presentar enfermedades periodontales como la gingivitis o periodontitis. "En pacientes con hemofilia se puede agravar con sangrado espontáneo de las encías de manera constante, movilidad y finalmente pérdida dentaria o presencia de caries avanzadas capaces de provocar la extracción de las piezas dentales como tratamiento definitivo", explicó Mujica.

Recomendaciones
La Federación Mundial de Hemofilia recomienda informar a los odontólogos cuando el paciente es hemofílico, antes de iniciar cualquier procedimiento. Para ayudar al especialista a planear el tratamiento correcto, se debería proporcionar información con respecto a si se encuentra en terapia profiláctica con el factor de coagulación que requiere o si se está tomando algún medicamento.

"El factor VII suele ser utilizado para el tratamiento de las hemorragias en las personas con hemofilia que tienen inhibidores (anticuerpos que combaten las propias sustancias que necesita el organismo. En la hemofilia A, el inhibidor es un anticuerpo contra el factor VIII de la coagulación sanguínea y se llama también anti VIII. En la hemofilia B el inhibidor es un anticuerpo contra el factor IX de la coagulación sanguínea y se llama anti IX). Es de suma importancia su uso ya que al realizar procedimientos que provoquen sangrado, como cirugías o limpiezas dentarias, la hemorragia sería más difícil de detener y los mecanismos de coagulación deben ser corregidos a través del uso de mecanismos alternos, todo esto debe ser manejado en estrecha relación con el hematólogo tratante", argumentó la especialista en odontología.

Una boca sana
El 20 de marzo se celebra el Día Mundial de la Salud Bucodental, fecha establecida por la Federación Dental Internacional en 2007 para fomentar actividades en pro de los cuidados odontológicos y los beneficios de tener una boca sana. Mujica recalcó que una boca poco saludable tiene un gran impacto en la calidad de vida de los individuos, interviniendo en la salud general y en aspectos como la autoestima, la interacción social y las alteraciones de funciones cruciales como la fonética y la alimentación.

La Organización Mundial de la Salud registra que las enfermedades bucodentales más comunes son la caries dental y las periodontopatías. Se calcula que entre 60% y 90% de los escolares de todo el mundo tienen caries. La institución ve un alto impacto económico en la atención odontológica curativa tradicional, con una alta carga para muchos países (5% y 10% del gasto sanitario público tiene relación con la salud bucal), por ello insiste en la importancia de la prevención.




Share:

TAMBIÉN TE PUEDE GUSTAR

Facebook comments: