Atención y cuidados odontológicos para los niños con síndrome de Down


Una de las dudas que nos planteamos los padres en relación con nuestros hijos es qué cuidados dentales tenemos que proporcionarles para reducir al mínimo los problemas que les puedan surgir en la boca.

Entre todas las características especiales que tienen nuestros hijos, comprobamos que su boca puede presentar, con una frecuencia alta, unas particularidades que están asociadas al síndrome de Down, aunque eso no quiere decir que tengan que aparecer en todos los niños.

Lea también: FARMACOLOGÍA: Trastornos dentales inducidos por fármacos

Su lengua suele ser más grande e hipotónica, es lo que se conoce como "macroglosia", y como consecuencia de ello, los niños suelen tener una mayor dificultad para la fonación (pronunciación de las palabras), y suelen tener un mayor desarrollo de la mandíbula inferior respecto al maxilar superior. En ocasiones la lengua no es más grande pero puede parecerlo, al ser más pequeña la cavidad bucal.

Este mayor desarrollo mandibular puede producir maloclusiones dentarias futuras, ya que el empuje de esa lengua más grande produce un mayor adelantamiento mandibular respecto al maxilar superior, mientras que en una oclusión correcta (forma en que muerden los dientes), el maxilar superior está un poco más adelantado y los dientes superiores 1-2 mm. AUTOR : José Daniel Molina Blanco


LEER ARTÍCULO COMPLETO AQUÍ




Share:

TAMBIÉN TE PUEDE GUSTAR

Facebook comments: